Exposición temporal


La sala de exposiciones temporal está dedicada a Josep Barberà, quien, en los años 50 del siglo XX junto a otros aficionados a la arqueología, hizo las primeras excavaciones en el poblado de Ca n'Oliver y siempre dio su apoyo al equipo que a partir de los años 80 retomó los trabajos arqueológicos.

La sala Josep Barberà está destinada a acoger el programa de exposiciones temporales del Museo de Historia de Cerdanyola. Cada año se programan muestras de temática diversa relacionada con el patrimonio cultural y natural. El programa de exposiciones temporales tiene como objetivo la divulgación histórica, etnográfica y natural, en sentido amplio, procurando aportar datos y objetos relacionados con Cerdanyola y conseguir la participación de personas y entidades de la ciudad, con la voluntad de implicar a la sociedad civil en el día a día del Museo.

Para alcanzar estos objetivos y profundizar en los contenidos de las exposiciones se diseña un programa de actividades complementario, a menudo en colaboración con otros museos y servicios municipales.



Exposición actual: Mujeres: ficciones y realidades



"Mujeres: ficciones y realidades" es una exposición que quiere hacer visible una interferencia histórica y encara presente en la vida de las mujeres: la relación conflictiva, incómoda y compleja entre los modelos de feminidad normativos, difundidos por la cultura audiovisual con más incidencia popular y sus mismas realidades, construidas bajo la presión del sexismo y la cultura tradicional heteropatriarcal, pero no por eso exentas de autoridad, disconformidad y disentimiento.

La muestra propone un itinerario por algunos de los momentos más emblemáticos, desde la posguerra hasta la actualidad, en que se hace más patente el malestar de las mujeres ante los relatos oficiales, utilizados como elementos propagandísticos para difundir un modelo reduccionista de la feminidad y coartar, así, la libertad de las mujeres.

Se articula alrededor de tres relatos que se entrecruzan a lo largo del recorrido: el trabajo de las mujeres, su invisibilidad y los estereotipos creados en el entorno de sus actividades laborales; la puesta en escena de la participación social y política de las mujeres, sus movilizaciones y la emergencia del feminismo en Cataluña, y finalmente, las narrativas audiovisuales relacionadas con una pretensa regularización de los modelos y comportamientos femeninos en cuanto al cuerpo, la sexualidad y el amor.





Próximas exposiciones



Marca Hispanica. La Cataluña carolíngia (711-1000)



Todos somos monasterio. Coincidencias insólitas